Smartphones y Tablets

La mayoría de los españoles consulta sus cuentas bancarias desde una app


El mundo de las aplicaciones móviles ha protagonizado una auténtica revolución. Con unos 30 millones de usuarios, en España descargamos más de 4 millones de aplicaciones en las distintas plataformas cada día y las usamos el 90% del tiempo que pasamos con el smartphone.

Su impacto es especialmente visible en el sector bancario: más del 80% de los españoles consulta sus cuentas bancarias directamente desde la app, el doble de la media europea. Las cifras son realmente llamativas. El auge de la banca móvil es imparable y obliga a las entidades a digitalizarse y adaptarse a los teléfonos inteligentes si quieren sobrevivir, puesto que se prevé que esta tendencia siga incrementándose aún más en adelante, y que los ciudadanos dejen de acudir personalmente a las oficinas en el año 2020 (que está a la vuelta de la esquina).

El reconocimiento facial ha irrumpido con fuerza en este escenario. Acceder a las cuentas bancarias sin necesidad de contraseñas y en un tiempo récord de 38 milisegundos ya es una realidad. Existen algunas empresas españolas que incluso han desarrollado aplicaciones de home banking con tecnología de reconocimiento facial. La evolución/revolución es imparable.

Gracias a estas apps, ya no estamos limitados a tener que acudir a una oficina física. Podemos abrir una cuenta corriente online desde la misma app del banco o desde su web. las compañías se a las necesidades y demandas de los usuarios, que ya pueden operar con sus cuentas en cualquier momento y desde cualquier lugar, de forma inmediata y segura. olvidemos que una aplicación de banca móvil tiene que ser rápida, segura y fácil. Los usuarios somos muy exigentes con la velocidad, la seguridad y la sencillez de uso.

Nos encontramos en un escenario en el que los smartphones ya superan al ordenador como principal dispositivo de acceso a internet. Los pagos a través del móvil se han triplicado, la consulta de cuentas bancarias desde las apps ha crecido exponencialmente, lo que confirma el auge generalizado de la banca móvil incluso en los perfiles sénior (55-64 años).


Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.