TIC

Cursos online, la mejor opción para seguir formándose durante la pandemia


El mundo online se ha revolucionado a una velocidad récord desde la pandemia. Todas las empresas han tenido que adaptarse para continuar en lo remoto. Por supuesto, la formación no tiene menos necesidades de ello. De hecho, para este nuevo curso en el que no se sabe cómo será la presencialidad son muchos los alumnos que han optado por la formación online o a distancia.

Cada vez son más las personas que han decidido invertir su excedente de tiempo en la educación, ya sea formándose o como formadores. Porque también hay muchas personas que se han dado cuenta de que sus conocimientos son valiosos para el resto. Y que Internet aporta muchas opciones para hacer llegar esos conocimientos a cualquier lugar. Un buen ejemplo es Hotmart, una empresa creada bastante antes de la pandemia pero que ha visto un gran crecimiento en estos tiempos, ya que es una pasarela donde se pueden recibir clases pero también impartir clases. No hace falta crear un curso ni un campus, ya la propia empresa lo pone a disposición.

 

Diferencias entre formación online y a distancia

A veces se utiliza formación online y formación a distancia como sinónimos, pero no lo son. Hace muchísimos años que existía ya la formación a distancia. Esta formación era que una persona estudiaba por su cuenta y riesgo y, después, se presentaba al examen. Podía tener más o menos apoyos, pero la formación dependía únicamente del estudiante.

En la formación online, en cambio, el estudiante está acompañado constantemente. Digamos que es como la formación presencial pero a través de una pantalla. ¿Qué supone? Que el estudiante tiene un apoyo continuo, tiene clases de manera constante, entrega de trabajos, tablones donde presentar y resolver dudas y un largo etcétera. Con lo cual, en la formación online se tienen los beneficios de la formación tradicional pero muchas ventajas añadidas.

 

¿Qué ventajas tiene la formación online?

Distribución del tiempo

La distribución del tiempo es una ventaja importante. Ya que el alumno decide cuándo y cómo estudiar sin tener la rigidez horaria. Así es mucho más sencillo formarse pudiendo conciliar con la vida laboral, familiar o social.

 

Accesibilidad a una gran diversidad

Los estudios online permiten el acceso a una gran cantidad de cursos y formaciones diferentes. Cualquier temática que se nos ocurra, cualquier especialidad y en muchísimas variantes. No es necesario ceñirse a lo que ofrecen en los lugares que tenemos en las cercanías, sino que tenemos acceso a cualquier curso que se nos pueda ocurrir.

Además, tenemos acceso a conocimientos que nunca pensamos que podríamos necesitar, pero que se vuelven fundamentales. Esta modalidad de formación hace que nuestras necesidades sean diferentes, igual que lo serán las nociones que necesitamos para el mundo. Por lo que es un buen momento para adquirir conocimientos que nos actualicen y nos hagan estar en consonancia con los nuevos tiempos.

Para impartir un curso hay muchísimas modalidades, como la creación de un campus, la elección de una web como Hotmart, envío masivo de mails y un largo etcétera. Esto hace que la formación online sea completamente accesible desde cualquier situación. La creación de contenido digital tiene muchísimas posibilidades. La asistencia a webinars con personajes relevantes o sobre temas especializadísimos es una gran ventaja. Y es que el e-learning donde el estudiante esté perfectamente integrado en el método de enseñanza no parará de instaurarse en nuestro día a día.


Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.